jueves, 13 de diciembre de 2018

Un fisioterapeuta en una Clinica Estetica Madrid

El realizar las prácticas de fisioterapia en una clínica de cirugía estética era algo que nunca me habría imaginado, pero gracias a la colaboración entre la Universidad Francisco de Vitoria y https://clinicagranadotiagonce.com/ he aprendido que el tener acceso a un fisioterapeuta en el mismo centro de cirugía estética aporta muchos beneficios para el tratamiento postoperatorio del paciente.


No tenía mucha experiencia en quirófano, pero gracias a el equipo de esta clínica estética Madrid https://clinicagranadotiagonce.com/ he podido conocer y aprender mucho más, tanto de como se realiza una cirugía estética como a trabajar en equipo. 

Desde el primer día que llegué me enseñaron las instalaciones, los roles de cada uno del equipo, los materiales que utilizaban y los procedimientos a seguir. 

Durante el tiempo que dura la cirugía estética madrid me van explicando el qué se está realizando y el por qué se realiza, y ésto me permite comprender mucho mejor tanto el procedimiento de la operación como el tratamiento postoperatorio y las sensaciones que el paciente nos va a contar después de la intervención.


Además, https://clinicagranadotiagonce.com/ no solo me ha dado la oportunidad de entrar a quirófano, si no abarcar todo el proceso de una persona que quiere realizarse una intervención desde los trámites administrativos previos hasta el tratamiento postoperatorio, entre los que se incluye la fisioterapia postoperatoria, que permite acortar los plazos de recuperación de la operación estética. 

Este tipo de fisioterapia, muy poco conocido sirve de gran ayuda para drenar los líquidos que quedan retenidos en la zona abdominal después de la intervención y para acelerar la recuperación de los pacientes tras cualquier cirugia plástica madrid.

Tras un tiempo de prácticas con https://clinicagranadotiagonce.com/, he podido ver muchas operaciones estéticas como lifting facial, cirugía de mamas, operaciones ambulatorias para eliminar lunares.. pero las que más me han llamado la atención son las diferentes formas de abordar según cada caso las  cirugías de abdomen.

Una de las más comunes es la liposucción abdominal.

Es una operación estética relativamente corta, en la que el paciente se encuentra sedado. El equipo de cirujanos plásticos realiza una serie de incisiones apenas visibles en la parte baja del abdomen por las que introducen unos “tubos” que absorberán la grasa de la zona.


Este tipo de cirugia plastica madrid está indicado en personas con grasa en el área del abdomen, pero sin piel sobrante o sin distensión de la musculatura.

Pero, también encontramos otro tipo de cirugía abdominoplastia que consiste en la extracción de grasa de la zona del lateral de la tripa para su posterior infiltración en otras zonas del cuerpo. En mi caso, se le infiltró al paciente la grasa en ciertas zonas de la cara, formando parte del proceso de rejuvenecimiento facial. Las incisiones en ambas operaciones son las mismas, y el paciente solo necesita algunos puntos en ellas.


Finalmente, otro tipo de cirugía de abdomen que he podido ver ha sido una  liposuccion madrid en la zona lateral del abdomen (flancos).
 Esta operación estética, en la que el paciente también se encuentra sedado consiste en realizar unas incisiones en la zona que se desee adelgazar, se extrae la grasa y la piel sobrante. En este caso, gracias al gran trabajo de la  https://clinicagranadotiagonce.com/, el paciente pudo someterse a la vez a un lifting facial donde se estuvo utilizando parte de la grasa extraída en los flancos, para rellenar surcos y arrugas en la paciente.

La combinación de diferentes cirugia estética madrid me ha parecido muy interesante, ya que en muchas ocasiones, lo que sobra de una zona, es necesario para mejorar otra.

No hay comentarios:

Publicar un comentario